Derecho de sucesiones internacional

La legislación aplicable a cada caso sucesorio puede variar dependiendo de qué criterios tenga cada país para determinar la competencia. En estos casos, es de gran importancia determinar cuanto antes los países involucrados, así como qué leyes habrán de aplicarse, ya que tiene grandes consecuencias en la cuota hereditaria forzosa, la sucesión legítima o testamentaria, así como la validez en sí de un testamento. También hay que tener en cuenta los impuestos sucesorios de cada país o región.

También puede ser que haya de aplicarse el Derecho sucesorio de varios países, en estos casos hablamos del derecho de colisión. Los puntos decisorios que hay que tener en cuenta son: la nacionalidad, el último domicilio del difunto, la sede o lugar en el que se encuentren los bienes, etc. En la Unión Europea hay algunas reglas unificadoras, como, por ejemplo, que prime la legislación del país en la que el difunto tuvo su última residencia. Lo más recomendable si va a haber varios países involucrados es que el testador tenga en cuenta todos los posibles factores cuando redacte su testamento.